El Sistema de Naciones Unidas informó este miércoles que requiere 90 millones de dólares para atender las necesidades de 1,4 millones de hondureños afectados por las tormentas tropicales Eta e Iota, cuyos daños equivalen a más de 1.800 millones de dólares según la Cepal.

El Equipo Humanitario de País (EHP), también conocido como Red Humanitaria, presentó el adendum al “Flash Appeal por Eta”, lanzado en noviembre pasado, el cual incluye las cifras de afectación y necesidades de respuesta y financiación por Iota, indicó la ONU en un comunicado.

El llamamiento de emergencia, que incluye un plan de respuesta, fue elaborado con base en los resultados de evaluación e información dados a conocer por las autoridades de Honduras y el EHP con apoyo del Equipo de la ONU de Evaluación y Coordinación en Casos de Desastres (UNDAC), análisis de datos geoespaciales y la construcción de escenarios de impacto, añadió.

Las evaluaciones permitieron a los socios humanitarios «poner en marcha actividades inmediatas para salvar y proteger vidas, mismo que ahora ha sido actualizado para reflejar las afectaciones de los fenómenos naturales Eta e Iota», señaló el Sistema de Naciones Unidas.

Enfatizó que el plan necesita «90 millones de dólares para realizar e implementar actividades humanitarias dirigidas a las personas afectadas en apoyo a la respuesta del Gobierno de Honduras».

El paso de Eta e Iota en noviembre pasado ha «exacerbado las vulnerabilidades existentes que, sumadas al impacto de la covid-19, han incrementado enormemente las necesidades humanitarias de la población», subrayó.

RESPUESTA INTEGRAL

Para atender esas necesidades, agregó la ONU, se requiere «una respuesta integral en los sectores de agua, saneamiento e higiene, salud, albergues, alojamientos de emergencia, seguridad alimentaria y nutricional, protección incluyendo violencia basada en género y protección de la niñez y educación, de manera que se logre evitar un mayor deterioro de la situación humanitaria».

«La Red Humanitaria ha realizado un excelente trabajo en la evaluación de necesidades, el plan de respuesta y en la respuesta humanitaria inmediata ante las tormentas Eta e Iota, lo cual ha permitido obtener apoyo financiero de la cooperación internacional para estos esfuerzos», indicó la coordinadora residente de la ONU en Honduras, Alice Shackelford.

Dijo además que el Sistema de la ONU espera «recaudar la totalidad de los fondos solicitados en el adendum del llamamiento a fondos para asegurar la recuperación de la población afectada y su bienestar, sin dejar a nadie atrás».

Hasta ahora, el Equipo Humanitario de País ha logrado recaudar «más del 30 % de los fondos requeridos en el lanzamiento del Flash Appeal por la tormenta tropical Eta lanzado en noviembre, lo cual asciende a más de 20 millones de dólares».

El Plan tiene como objetivo «salvar vidas y medios de subsistencia proporcionando asistencia humanitaria integrada e inmediata, y protección a las personas con las necesidades más urgentes», lo cual incluye la restauración de medios de vida y el acceso a servicios que contribuyan a una rápida recuperación de las comunidades más afectadas, señaló.

El canciller de Honduras, Lisandro Rosales, dijo que su país está trabajando «arduamente» para brindar «la asistencia necesaria dentro de nuestras posibilidades, a las personas afectadas por las tormentas tropicales Eta e Iota, y además seguir enfrentando la pandemia por la covid-19».

Señaló que el trabajo de la Red Humanitaria, bajo la coordinación de la ONU e instituciones del Estado de Honduras, «es fundamental para la recuperación y avanzar con la reconstrucción sostenible del país».

«Sabemos que, con nuestro trabajo y la solidaridad internacional a través de la cooperación, superaremos estos tiempos difíciles», enfatizó el canciller. /EFE-

Leave a Comment