Los seguidores de los programas de aventuras y de supervivencia en la naturaleza conocen bien al protagonista de Misión Safari, el británico Edward Grylls, más conocido como Bear Grylls.

Tras ser integrante de las Fuerzas Especiales del Ejército británico, se convirtió en un aventurero profesional y experto en supervivencia, experiencia y conocimientos que mostró al mundo en su propio espacio de TV, Man vs. wild, una producción de Discovery Channel.

Luego lo hizo también en una serie de Netflix, You vs wild, donde enfrenta peligrosas misiones en lugares como la selva de centroamérica o Los Alpes suizos, siguiendo las decisiones del telespectador.

Misión safari | Netflix

Eso porque la producción es interactiva, al igual que Misión safari, la cinta con la que el británico vuelve a aventurarse en la pltaforma de streaming y que tiene el subtítulo de “Una película interactiva de You vs wild“.

A medio camino entre la ficción y el reality show, esta vez Grylls enfrenta varios desafíos en un santuario de la naturaleza en medio de la sabana sudafricana.

Ahí, unos desconocidos -que quizás fueron cazadores furtivos- cortaron la electricidad del cercado eléctrico, provocando que se escaparan un león y el babuino Thimba, al que vieron cerca de los acantilados.

Una aventura a tu manera

Misión safari | Netflix

Con ese panorama, Grylls tiene tres misiones: atrapar al león, encontar al primate y reestablecer la electricidad en la central para que no sigan escapando más animales.

La gracia de Misión safari es que la película las va armando tú a tu manera, decidiendo, por ejemplo, con cuál de las tres comienza. Eso, a través de las opciones que entrega en la pantalla.

Por lo mismo el programa tiene diferentes resoluciones según tus decisiones, ya sea enfréntadose al león o acercándose a él sigilosamente o llegando a un peligroso lugar nadando en medio de tiburones blancos o sobre una balsa hecha de desechos plásticos.

Aunque la misma película sugiere la opción correcta, igual el espectador puede ir jugando un poco con las otras alternativas, haciendo que Grylls, por ejemplo, mastique un gusano rico en proteínas en vez de tragárselo.

Entre aventura y aventura, el británico va enseñando técnicas y tips de sobrevivencia como, por ejemplo, cuál es la mejor forma de atar una cuerda a una piedra para descender a través del sistema rápel.

Así se va armando este entretenido programa para ver e interactuar en familia, especialmente con los niños, pero que, de todos modos, no ofrece nada que no se haya visto en su serie para Netflix o, incluso, en Dora, la exploradora, la aventurera animada que ya en el año 2000 enfrentaba diferentes desafíos junto a su mono Botas y con la ayuda de sus pequeños.

/LtFinde-

Leave a Comment