La exministra de Salud, Yolani Batres, anunció que la futura vacuna contra el COVID-19 costará entre 75 y 200 lempiras en Honduras, una vez que se distribuya a nivel mundial en forma equitativa.

La funcionaría señaló lo anterior, luego de representar a los países en vías de desarrollo de América-incluido Honduras- y de Europa en una asamblea virtual de la Alianza Global de la Vacunas e Inmunizaciones (GAVI) que se celebró ayer con el objetivo de fijar el precio de la futura vacuna contra el COVID-19 y su distribución equitativa a nivel mundial una vez que sea elaborada y distribuida a final de este año o a mediados del 2021, de acuerdo a expertos.

Recientemente, el presidente Juan Orlando Hernández, firmó una carta de interés con representantes de GAVI para que Honduras pueda tener acceso a una vacuna contra el COVID-19.

Al respecto, Batres dijo que los “países en vías de desarrollo que formamos parte de la Alianza GAVI, recibiremos la vacuna cuando ésta se encuentre en el mercado, el reto es garantizar que se vacune el 20% de la población mundial y eso ayer se aprobó”.

“Ya se dejaron los fondos, los cuales serán administrados por la Alianza GAVI, a través de los diferentes organismos, por ejemplo, aquí en Latinoamérica, será por el Fondo Rotario de la Organización Panamericana de la Salud (OPS) y el Fondo de las Naciones Unidas para la Infancia (Unicef) gracias a Dios, Honduras, Nicaragua, Bolivia y Haití, somos parte de Kovacks”, destacó.

“Se garantizó un precio justo de la vacuna sobretodo dependiendo la capacidad que cada país tenga, de manera que el costo que se está estimando es entre 3 y 8 dólares para las naciones en desarrollo como nosotros, es decir entre 75 y 200 lempiras costará en Honduras”, enfatizó.

“GAVI garantizó 2 mil millones de vacunas para inmunizar el 20% de la población mundial con lo que se espera controlar la curva del COVID-19, pues nadie está seguro si usted no está seguro, ese fue el lempa de la asamblea”, sentenció.

Leave a Comment