Tras perder a su hijo Jett en 2009, debido a una crisis epiléptica derivada de la enfermedad de Kawasaki, y a su esposa, Kelly Preston, el pasado mes de julio, a causa del cáncer de mama, el actor John Travolta, de 66 años de edad, sufrió el pasado 23 de septiembre la muerte de su sobrino Sam, hijo de su hermano mayor, del mismo nombre.

De acuerdo con el diario ‘The Sun’, Sam, de 52 años, fue encontrado muerto en su casa de Mount Horeb, Wisconsin. “Soy un guionista con dificultades que vive en un pequeño apartamento de una habitación, así que el dinero de John ayuda”, había declarado el hombre en una entrevista al ‘National Enquirer’ en 2015.

Asimismo, había hablado de su lucha para dejar la Iglesia de la Cienciología -que cuenta entre sus líderes al famoso actor Tom Cruise-, debido a que no acepta la quimioterapia: “La Cienciología casi me mata. Es una guerra psicológica y, después de un tiempo, te afecta. Las cosas se pusieron tan mal que traté de saltar de un puente en Los Ángeles en 2007, intentando suicidarme”, confesó Sam en ese entonces.

Sin embargo, hasta ahora se desconocen las causas de su muerte, que en el marco de la contingencia sanitaria mundial por el nuevo coronavirus SARS-CoV-2, que causa el Covid-19. Sin duda ha sido otro duro golpe  para John Travolta y su familia, los cuales sin embargo no se han pronunciado al respecto.

John compartió este jueves, 22 de octubre, a través de su cuenta de Instagram, una fotografía de sus hijos cuando eran pequeños. “Mis bebés”, escribió el actor, lo que le valió más de mil 900 comentarios y más de 125 mil ‘me gusta de algunos de sus tres millones 200 mil seguidores. Dos días antes publicó otra imagen de una reunión de amigos a la que describió: “Almuerzo con @guyfieri ¡Qué chico! ¡El comienzo de una maravillosa amistad!”./ElIntraAméricaNews-

Leave a Comment