“A Momentary Lapse of Reason”, el álbum con el que Pink Floyd resurgió

2 31Luego de que Roger Waters hubiera declarado el fin de Pink Floyd en el año 1985, David Gilmour intentó continuar la banda junto a Nick Mason.

A pesar de los reportes de su desaparición, Pink Floyd regresó con un nuevo álbum el 7 de septiembre de 1987. «A Momentary Lapse of Reason» haría o desharía sus perspectivas de futuro sin el fallecido Roger Waters.

Cuando se presentó la una amarga disputa con Waters, Gilmour y Mason se presentaron a la corte pidiendo el derecho legal de seguir utilizando el nombre original de la banda (Pink Floyd).

A modo de intercambio, Water disolvió su antigua asociación con Steve O’Rourke y adquirió derechos exclusivos sobre algunas de las imágenes tradicionales de la banda, incluyendo el diseño original de los cerdos volando, casi todo el concepto de “The Wall” (todas las canciones excepto las tres para las cuales Gilmour escribió la música, “Young Lust,” “Run Like Hell” y “Comfortably Numb”) y todo lo relacionado con The Final Cut. Richard Wright se unió nuevamente a la banda durante las sesiones de grabación de dicho álbum, pero sólo como músico a sueldo.

Las grabaciones comenzaron en octubre de 1986 como un nuevo proyecto de Gilmour. Éste reveló que era casi el tercer álbum en el cual inicialmente el material sonaba demasiado débil como para ser un álbum de Pink Floyd. Posteriormente, para la navidad de 1986 dijo que tenía la confianza suficiente como para convertir el álbum en un proyecto para Pink Floyd.

La prensa musical respondió, mayormente, con críticas negativas hacia el álbum (aunque Rolling Stone presagió lo siguiente en una de sus críticas: “un Floyd con futuro”), a pesar de su gran difusión en las estaciones de música de radio y televisión.

Waters mismo lo describió como “una bonita y pasable falsificación o una buena copia”; su más generosa valoración fue: “hubo momentos en los que oía algo y pensaba ‘Bueno, tal vez hubiera hecho algo con eso’. Pero Waters también comentó que, para él, Pink Floyd ya no existía. La prensa musical también reportó que Gilmour en realidad, había considerado tenderle una mano a Waters al pedirle ayuda con alguna de las letras.

«A Momentary Lapse of Reason «superó el estado cuádruple de platino en los Estados Unidos, lo que generó la gira más grande del año y un álbum en vivo complementario, «The Delicate Sound of Thunder» de 1988. Luego, la tripulación de la Soyuz TM-7 tomó «A Momentary Lapse of Reason» en su misión, convirtiendo a Pink Floyd en la primera banda de rock que se tocó en el espacio exterior. / Con información de Futuro, PianoRed-

Te puede
Interesar