Lo retro y lo vintage han vuelto a ponerse de moda en los últimos años en el mundo musical

Conseguir artículos de hace décadas que hace algunos años se considerarían anticuados e inservibles es hoy en día el hobby preferido de muchas personas.

1 127Obtener piezas únicas, volver a disfrutar de artículos y productos que no se veían desde hace décadas y que ya creíamos obsoletos se ha vuelto una auténtica tendencia a la que muchas personas se quieren sumar.

Que lo vintage está de moda es absolutamente indiscutible. Después de varias décadas de consumo prácticamente ilimitado en las cuales lo que estaba de moda era precisamente comprar constantemente productos nuevos, lo cierto es que parecemos estar volviendo un poco al pasado.

No solo en la música, si no en otros ámbitos como la moda, o la fotografía se ha vuelto a la tendencia de la segunda mano o de los elementos analógicos, como una puesta en valor del pasado.

En el ámbito musical, hemos visto cómo ha vuelto el furor por algunos productos que, muchos de nosotros, creíamos que ya no volverían al comercio. Los tocadiscos como los de thorens son el ejemplo perfecto para ilustrar la vuelta de este sonido que conquistó, hace ya unos cuantos años, a toda una generación.

Los tocadiscos, hoy en día, se han convertido en un artículo de lujo, prácticamente de coleccionista, que todo el mundo quiere tener en casa. Un producto que se consolidó en su época como uno de los primeros acercamientos a la democratización de la música más allá de la música en directo o a través de la radio, se convierte hoy en un elemento de culto que cualquier persona desearía tener.

También hoy en día encontramos un auge de los discos en vinilo e, incluso, una tendencia que se está recuperando en los últimos meses: la vuelta de las cintas de casette.

Esto se produce, sin duda, por una gran nostalgia sobre el pasado. Al fin y al cabo, hasta las personas que tienen hoy en día más de 30 años, han crecido escuchando cintas de casette, tocadiscos y un sinfín más de productos que han formado parte de su vida desde pequeños.

Esta vuelta a lo antiguo no es más que una búsqueda de lo auténtico, de volver a esas referencias de juventud y seguir disfrutando de música y artistas que, si bien no eran la explosión de riqueza que son al día de hoy, podían parecer más auténticos.

Además, gracias a esta vuelta al pasado con vinilos y tocadiscos de por medio, vemos como se han tendido puentes entre generaciones, encontrando un punto en común para que abuelos, padres y nietos puedan disfrutar de la cultura aprendiendo unos de otros. / Con información de nGeeks- 

Te puede
Interesar