Tras reyerta en Cárcel de Támara, Villanueva apunta a un ataque directo del crimen

La viceministra de Seguridad, Julissa Villanueva, reaccionó a las revueltas ocurridas en las últimas horas en la Penitenciaría Nacional Femenina de Adaptación Social (PNFAS), en Támara, Francisco Morazán, y aseguró que como autoridades no permitirán el ataque o sabotaje a las acciones emprendidas.

También lamentó la tragedia que dejó al menos 41 féminas fallecidas.

La viceministra, reconoció que entienden claramente el mensaje que se gesta desde aquellos que tienen intereses dentro del sistema penitenciario, que se robaron los dineros, que saquearon, que robaron y han generado sobre todo miedo”.

El oficial de comunicaciones del Ministerio Público, Yuri Mora, confirmó que son alrededor de 41 reclusas muertas entre apedreadas, quemadas, apuñaladas y tiroteadas en la Penitenciaría Nacional Femenina de Adaptación Social, tras una trágica reyerta en ese recinto ubicado en Támara, Francisco Morazán.

Te puede
Interesar