Un medicamento económico para el corazón puede servir para casos de COVID-19 grave, según investigadores españoles

El signo más grave de COVID-19 es la insuficiencia respiratoria grave que requiere intubación y se asocia con una alta mortalidad. La infección por coronavirus puede conducir al desarrollo del síndrome de dificulta respiratoria aguda (SDRA), en el que un tipo de célula llamada neutrófilos juega un papel importante.

En la actualidad, existe una escasez de tratamientos para el SDRA relacionado con el COVID-19, un equipo de investigadores del Centro Nacional de Investigación Cardiovascular (CNIC), han descubierto una prometedora vía.

Se trata de metoprolol, un fármaco tradicionalmente utilizado para combatir las enfermedades cardiovasculares, pero han descubierto que también puede ayudar a personas con COVID-19 con casos graves.

Un equipo de expertos liderado por Borjas Ibáñez, cardiólogo en el Hospital Universitario Fundación Jiménez Diaz de Madrid, encontraron que este betabloqueadora era altamente selectivo. Actúa sobre los neutrófilos hiperactivos en condiciones de estrés agudo como el infarto de miocardio.

Como resultado, “Podría utilizarse para tratar casos graves de COVID-19″, dijeron las autoridades en un comunicado.

“20 pacientes con COVID-19 grave aleatorizados y recientemente intubados con metoprolol intravenoso (15 mg diarios durante 3 días) o control (sin metoprolol).  Estudiamos el infiltrado inflamatorio en el líquido broncoalveolar antes y después del tratamiento, así como la evolución clínica en términos de oxigenación y días bajo ventilación mecánica” explicó Ibáñez.

Los resultados mostraron que este tratamiento con metoprolol intravenoso “reducía significativamente la inflamación de neutrófilos en los pulmones y mejoraba la oxigenación de los pacientes” que lo habían tomado, quienes “necesitaban de menos días bajo la ventilación mecánica y por tanto menos días de ingreso en UCI”, dicen los expertos.

Dado que este es el primer estudio experimental, según los autores del estudio, el metoprolol intravenoso se postula como una “intervención prometedora que podría mejorar el pronóstico de los pacientes en estado crítico”.

“Aunque el estudio es piloto y debe confirmarse en un ensayo más grande, su alta seguridad, disponibilidad y efecto biológico tan robusto podría ser suficiente para valorar su uso en pacientes jóvenes ingresados en UCI con COVID-19 severo” sostiene Valentín Fuster, coinvestigador del trabajo.

El comunicado de prensa también comunica que el equipo de investigadores recibió fondos del Instituto de Salud Carlos III para realizar un ensayo clínico que demuestre de forma definitiva los beneficios del metoprolol en 350 pacientes con SDRA ingresados en 14 UCI españolas. / Con información de Business Insider-

Te puede
Interesar